Algunas actuaciones elegidas por una persona feliz - Parte 1

martes, 29 de enero de 2013

Apreciar lo cotidiano
Estimas las pequeñas cosas, los detalles de cada día que dan a tu vida ese aire tan familiarmente tuyo. Encuentras el encanto de lo cotidiano. Habéis creado, tú y tus seres queridos, un estilo de vida tan vuestro que os da seguridad a todos, que os hace sentir unidos.Te gusta reencontrarte con lo conocido y siempre estás abierto a lo nuevo que te enriquece.

Recordar lo verdaderamente importante
Guardas en tu memoria todas las experiencias positivas que has vivido, que vives. Tienes una gran hucha llena de recuerdos dignos de ser recordados, la cual contiene tu primer día de clase, las risas de los días festivos en la cama grande de los papás, las salidas de excursión de los dieciocho años, el primer amor y el segundo y … las tardes de estudio, las alcachofas a la brasa del domingo, la película “La reina de África”, aquel día que te dijeron: “Eres una persona muy valiosa, mereces ser bien tratada”, el amor que sientes cuando haces el amor….

Tienes recuerdos negativos pero no te regodeas en ellos. Sobre todo no malgastas tu tiempo pensando en lo desgraciado que fuiste. Posees una gran riqueza almacenada y lo más bueno es que nadie te lo puede robar.

Considerar los problemas en su aspecto positivo
Aparece un problema cuando hay una discrepancia entre una meta y la realidad presente, entre lo que debería ser y lo que es. Tu forma de actuar cuando aparece una dificultad es tomar una serie de medidas muy concretas. Empiezas preguntándote: ¿Qué es lo que quiero?, ¿adónde quiero llegar?, ¿que he hecho hasta ahora para acercarme a la meta?, ¿en qué punto estoy con relación a ella?, ¿qué fuerzas me impiden moverme?, ¿qué soluciones parecen adecuadas?; acto seguido elaboras un plan de acción y actúas.

Cuando puedes saltar el obstáculo tú solo lo haces y cuando precisas información y ayuda externa no tienes inconveniente en buscarlas. Una vez que has resuelto la situación, dando la respuesta eficaz te sientes satisfecha. Tienes la sensación interior de haber avanzado y en realidad eso es lo que ha ocurrido.

Elena Llanos © 2015 - Barcelona


Ir arribaContacto